Skip to main content
Ingredientes:

• Pechuga de pollo deshuesada
• 3/4 cucharadita de sal
• 1/4 cucharadita de pimienta
• 2 cucharadas de manteca
• 200 g de champiñones, en rodajas
• 2 dientes de ajo, finamente picados
• 1/2 cucharadita de hojas de tomillo
• 2 tazas de espinacas
• 80 g de mozzarella en rodajas
• 1 cucharada de aceite de oliva

Procedimiento:

1) Precaliente el horno a 200 °C
Corte bolsillos en cada pechuga de pollo, asegurándose de no cortar completamente. Cortar por el lado con el pliegue de la carne, para mantener intacto el lado liso. Sazone el interior y el exterior del pollo con la mitad de la sal y la pimienta.

2) Relleno de champiñones: Derrita la manteca en una sartén resistente al horno de base gruesa a fuego alto. Agregue los champiñones y cocine por 3 minutos hasta que comiencen a dorarse bastante. Luego agregue el ajo, el tomillo, el resto de la sal y la pimienta y continúe cocinando durante 2 minutos más hasta que los champiñones estén bien dorados.

3) Agregue las espinacas: agregue las espinacas tiernas y revuelva hasta que se ablanden, aproximadamente 30 segundos.

4) Rellene la mezcla de champiñones en el bolsillo de cada pollo, luego cubra con queso.

Selle con palillos lo mejor que pueda; no es necesario que esté completamente sellado. Sólo en su mayoría.

5) Dore el pollo: Limpie rápidamente la sartén con toallas de papel. Caliente el aceite a fuego medio alto. Dore cada lado de la pechuga de pollo durante 1 1/2 minutos hasta que esté dorado.

Hornear 15 minutos: Transfiera la sartén al horno y hornee por 15 minutos, o hasta que la temperatura interna del pollo sea de 65°C.

6) Descanse 5 minutos: Retire de la bandeja sobre un plato, cubra sin apretar con papel aluminio y descanse durante 5 minutos.

Productos utilizados en esta receta